Empezamos 2º de BAC, sentimientos contradictorios

Lo que empezó siendo una entrada, terminó siendo una conversación…


Rush: Estos días son un caos.
Sí, lo siento, pero no hay otra forma de describirlos: caos, un remolino de emociones contradictorias que nos llevan a parar una y otra vez a la misma idea, y es que estamos a punto de adentrarnos en el tan temido 2º de bachillerato. Y no podemos evitar preguntarnos si estamos preparadas, si, después de todo el esfuerzo para acabar nuestros libros este verano, todavía tendremos fuerzas para empezar el curso con buen pie. Es una duda razonable, ¿no? Porque 2º de Bach no es un curso cualquiera, y lo último que queremos es dejar de lado todos nuestros proyectos (que, para bien o para mal, no son pocos). Nos deprimimos, nos agobiamos y nos ponemos terriblemente nerviosas por lo que nos espera (somos humanas, no podría ser de otro modo). Pero eso solo son tonterías.


Sindy: No puedes engañarte a ti misma, Rush, ¡no son tonterías!


Rush: Sí, lo sé demasiado bien. Pero es la mejor forma de verlo para dejar de lado todos esos sentimientos oscuros que nos impiden disfrutar de la vida.


Sindy:
Supongo que sí, pero es difícil que los nervios, la angustia y el miedo dejen de tener tanta importancia como tienen en este momento. Porque creo que no somos las únicas que estamos pasando, han pasado y pasarán por esto. Por eso estaría bien dejar claro que es NORMAL sentirse así pero, tienes razón, eso no puede frenarnos (en especial si tenemos muchas cosas que queremos hacer).


Rush: Claro que es difícil, y tienes razón en que nada de esto puede frenarnos (ni a nosotras ni a nadie). De hecho… dímelo a mí, que hasta hace unos momentos estaba medio deprimida, y sigo escuchando el maravilloso canon de Pachelbel (para quien no lo haya escuchado, merece la pena) para calmarme.


Sindy: Pues viendo las cosas así de claras, me gustaría decir a todas las personas que estéis o vayáis a empezar un curso difícil como lo es 2º de Bachillerato, que la mejor medida para no desesperarse/deprimirse/agobiarse es ser conscientes de que no estáis solos. Y que tenéis que llevar el día a día con fuerza y no rendiros. Sobre todo, tenéis que hacer algo que os guste o con lo que os sintáis seguros. Miradme a mí, que casi me vino (de hecho me vino) un llanto espontáneo delante de mi tutora y todo por una optativa con la que me sentía muy insegura. Así que lo más sensato que veo a principio de curso es cambiarme a otra asignatura con la que me sienta cómoda y a gusto, porque creo que cursar una asignatura que me hace sentir de esa manera solo me agobiará más. Pero ese es mi caso, cada uno tenéis el vuestro y lo mejor que podéis hacer es pararos un segundo a escucharos a vosotros mismos y descubrir qué os hace sentir eso que sentís. ¿Qué te deprime a ti, mi querida Rush?


Rush: Bueno, todo en general. Todas las asignaturas difíciles que me esperan, y algunas (una) que no quería. Sí, antes de que digas nada, que te conozco: no voy a dejar que esa asignatura me deprima, solo voy a tomármela con algo de humor (o, al menos, lo intentaré).


Sindy: Porque vamos a pasar por momentos de estrés y desesperación (supongo que más estresantes que los que pasamos con el Jordi), pero estamos juntas en esto.


Rush: Sí, porque si tienes alguien a tu lado no hay nada imposible. Lo importante es ver siempre el lado positivo del mundo.


Sindy: Así que, personita que nos lees, si estás pasando por algo así, piensa que nosotras estamos contigo.


Gracias por leer y déjate llevar por la fantasía...

Comentarios

Entradas populares de este blog

La Serpiente Emplumada: el Dios traidor

XIII Premio Jordi Sierra i Fabra

Jak and Daxter