25 de junio de 2017

X Jornada de Clubs de Lectura

¡Hola, lectores de fantasía!

¿Sabéis lo que sucedió el sábado 17 de junio? Pues que se realizó nada más y nada menos que la X Jornada de Clubs de Lectura de Galicia. Es decir, hace diez años que se fomentan los clubs de lectura en los institutos de Galicia y para celebrarlo, como cada año se reúnen solo los profesores para intercambiar ideas y aprender a mejorar unos de otros, en esta ocasión los miembros lectores también fuimos invitados.

Y fue… MA - RA - VI - LLO - SO.

Más que nada porque no sabíamos qué esperarnos y lo que nos encontramos nos encantó. Así que queremos compartir la experiencia con vosotros.

Imagen de Edu xunta

Aprovecho para deciros que yo, Sindy, estoy escribiendo la entrada porque Rush está de viaje, pero me ha dejado lo que quiere que ponga en su nombre ;)

Al llegar nos entregaron unos identificadores y una mochila con el programa de la jornada, un plano del lugar, una visera, una libretita y un lápiz. El lema del encuentro era “Somérxete!!!” (sumérgete) así que había photocalls con esa temática.

  

Nos fascinó la actuación del grupo Pistacatro, que representó algo así como el mundo de los libros, en el que mientras uno de los actores (no sé si eran actores o equilibristas o algo así, pero lo hicieron genial :) estaba leyendo, los demás representaban la historia que estaba leyendo y era como si el lector terminase envuelto en la propia historia.

Aquí tenéis un enlace a un vídeo de parte de la actuación. No se aprecia como en directo, pero así os podéis hacer una idea de cómo era. 

Creo que actuaron más veces a lo largo de la jornada, pero no tuvimos ocasión de verlos porque estuvimos muy ocupadas. Por otro lado, andaban por ahí disfrazados de mimos o payasos y se encargaban de dar indicaciones. A mí, por ejemplo, uno que parecía un payaso me entrevistó con un bolo como micrófono. En especial me gustó cruzarme con una mujer que iba en zancos y llevaba varios globos en la mano.


A continuación se le entregó el Premio de los Clubs de Lectura a Miguelanxo Prado, nada más y nada menos que el diseñador de la figura de Xabarín 💘 (de Xabarín Club, en el que se resume nuestra infancia de televisión).


Después Óscar López, el presentador de Página 2, estuvo haciendo con nosotros una especie de taller en el que vimos cómo se podría hacer un programa de televisión sobre libros. Cinco miembros de cinco clubs de lectura (entre ellos una amiga nuestra) lo acompañaron en el escenario. La escritora Ledicia Costas y la booktuber Violeta Moon colaboraron en la actividad. Además, un cámara nos explicó los diversos planos entre los que se podía optar para grabar a una persona. Fue muy entretenido.




Las imágenes son de Edu xunta, donde podréis encontrar más información sobre el evento.

A las doce teníamos un taller de “Cómo escribir un relato de misterio” con Miguel Anxo Fernández, pero poco antes nos dieron algo para comer. Tuvimos un pequeño percance porque entendimos que teníamos media hora para comer lo que nos habían dado, pero como la charla con Óscar López duró un poco más de lo que debería, los talleres no se aplazaron como creíamos, sino que empezaron a las doce igual. Fue uno de los actores de Pistacatro el que nos dijo que los talleres ya habían empezado y, claro, nosotras y un amigo que también iba a ese taller nos echamos a correr y subimos por las primeras escaleras que encontramos (porque el taller era en la planta de arriba). Pero terminamos llegando a un pasillo oscuro en el que estaban los camerinos de los escritores y demás personas de relevancia (como Óscar López). Así que como ya íbamos con retraso, nos desesperamos aún más.


Imagen de Edu xunta

Al final llegamos a la habitación en la que se impartía el taller diez minutos tarde, pero el taller estuvo muy bien y tampoco nos perdimos tanto. Entre otras cosas, descubrimos qué era el Macguffin y Miguel Anxo nos explicó cómo se organizaba él para escribir y de dónde sacaba muchas veces la imaginación el escritor. Fue muy interesante y tomamos muchas notas de todo lo que decía. Me llamó la atención la historia sobre el título de uno de sus libros, Un dente sen cadáver (un diente sin cadáver), porque resulta que cuando se lo dijo a los de la editorial, estos le recomendaron poner Un cadáver sen dente, pero él, con mucha razón, argumentó que al lector le llamaría más un libro titulado Un dente sen cadáver.



Tras este taller, Rush y yo nos separamos. Ella fue al taller de cómic manga y aquí os dejo con su opinión:

Rush: Estaba dirigido por un grupo de estudiantes de un instituto de Ferrol, que nos hablaron de los diferentes tipos de manga según su temática, nos propusieron dos juegos y respondieron a toda clase de preguntas sobre manga y anime que les planteamos. Aunque no estaba tan preparado como el de misterio, me encantó. Puede que, al ser todos más o menos de la misma edad, resultase, más que una charla, una conversación entre amigos. Además, consiguieron que nos lo pasáramos bien y nos riéramos muchísimo, y eso tiene mucho mérito.

Yo estuve en el taller de literatura transmedia, con Fran Alonso (escritor que me pareció muy simpático a pesar de ser el autor de un libro de poemas que Rush no guarda con demasiado cariño en el corazón).


Imagen de Edu xunta

Sindy: Fran Alonso nos explicó la diferencia entre literatura transmedia (como puede ser la adaptación de un libro al cine, siendo fieles al libro) y la literatura crossmedia (que consiste en ampliar o desarrollar una idea en distintos medios, por ejemplo basarse en un libro para hacer una película pero hacer una película diferente al libro). Me gustó mucho que como característica de la e-lit o literatura digital (aquella que nace ya pensada para Internet) destacara que el lector interactúa con ella. Eso me hizo pensar que en un blog esto sucede; además de lo que se escriba se puede enriquecer el texto con imágenes, vídeos o audios (de ahí que este tipo de literatura se llame enriquecida o extendida). Y espero no haberos liado con tantos términos diferentes, pero a mí me resultó muy interesante descubrir que cada tipo de literatura tiene un nombre.

Creo que llegados a este punto tengo que resaltar que me dio la sensación de que a todos (desde Óscar López hasta Fran Alonso) les interesaba que los lectores nos convirtiésemos en booktubers gallegos. Lo digo porque con Óscar vimos los planos de cámara que se pueden usar, además de que Violeta Moon fue como invitada, y Fran Alonso ya fue más directo y nos explicó que seríamos pioneros porque, es cierto, apenas hay booktubers de literatura gallega.
Aquí tenéis un vídeo en el que explica de forma cómica los errores habituales a la hora de grabar esta clase de vídeos:


Yo la verdad me lo planteé, pero solo pensar en tener que comprar una cámara, un micrófono, encontrar un lugar adecuado y que tendría que compaginarlo con 2º de bachillerato (lo cual me parece imposible) si empezase ahora… Pues quita las ganas; además de que ni Rush ni yo estamos hechas para hablar delante de una cámara. Pero esperemos que alguno de los asistentes a los talleres se anime, porque sería muy bonito (para mí por lo menos) encontrarme con reseñas en gallego sobre libros gallegos, porque ¡no hay!


Bien, sobre la comida no hay mucho que decir. Tuvimos que hacer cola durante mucho tiempo al sol, pero la comida estaba deliciosa. Además, junto a todo lo que nos dieron al llegar había cupones para comprar la comida, así que no tuvimos que pagar.


Y después nos reunimos unos cinco clubs de lectura para hablar sobre nuestra experiencia en el club. Me llamó la atención que muchos clubs de lectura utilizaban los recreos para hacer sus reuniones, porque nosotros solemos quedar una tarde al mes. Y en especial nos espantó bastante que en un club de lectura tuviesen que hacer un trabajo sobre cada capítulo que leían; ¡nosotras no teníamos apenas tiempo de leer el libro para la reunión como para hacer un trabajo por capítulo!


El último escritor con el que estuvimos fue… ¡César Mallorquí! Su charla se titulaba “Elogio de la mala literatura” y básicamente quiso hacer comprender a los adultos que no debían privar a los jóvenes de leer, aunque fuese mala literatura. Marcó la diferencia entre mala literatura y libros que transmitiesen ideas perjudiciales, que son cosas distintas que no tienen nada que ver. Tal y como me ha dejado escrito Rush, César Mallorquí le pareció majísimo pero ella no está de acuerdo con muchas de las cosas que dijo sobre ese tema en concreto; porque la concepción de lo que es “mala literatura” cambia según las personas y los criterios que se usan pueden ser muy diferentes, así que es algo muy subjetivo. Yo aquí, más bien, creo que César Mallorquí usó como referencia los criterios generales que usa la crítica para valorar un libro. No recuerdo cuáles eran, pero estaban desde la complejidad de la escritura hasta la historia en sí, si no me equivoco. Así que por mi parte me quedo con que un libro “malo” (no sé, simplón, un poco absurdo, con una escritura que deja qué desear) puede acabar llevando a libros increíbles y que lo importante es empezar a leer, el tiempo nos formará como lectores.


 Imagen de Edu xunta

Y, como el propio escritor, remarco que hay que diferenciar entre un libro “malo” y un libro que transmite ideas inadecuadas.


Para terminar, Xabier Díaz y las Adufeiras de Salitre nos deleitaron con su música. ¡Tocaron algo mientras nos íbamos y todo!

Aquí tenéis un vídeo cortito hacia el final de la actuación.

También hubo un intercambio de libros (tú dejabas uno para siempre y cogías otro). Como dijo un amigo, era la oportunidad perfecta para deshacerte de algún libro que no te gustara. Yo intercambié dos libros (uno al que le guardaba algo de rabia y otro que era una recopilación de los relatos ganadores de un concurso, entre los que había uno mío ^^) y conseguí estos dos increíbles libros:


Es importante decir que todos los demás libros que quedaban para intercambiar (porque hicimos el intercambio al final) eran infantiles o poco apetecibles. Tuve la suerte de que una profesora de mi instituto llevó esos dos libros para cambiarlos y yo, por mi parte, los intercambié por los míos.


Así que fue una experiencia maravillosa que nos encantaría repetir.


Aprovecho el final de la entrada para aclarar que últimamente estamos publicando entrada los domingos por falta de tiempo, porque el día que decidimos publicar era los sábados. Pero ahora que hemos terminado el curso ya nos podemos poner a responder los hermosos comentarios que nos habéis dejado, a preparar las entradas con tiempo y a visitar vuestros blogs.

Gracias por leer y déjate llevar por la fantasía...
Share:

18 de junio de 2017

¡Dos años de Tardes de Fantasía!

¡Hola, queridos lectores de Tardes de Fantasía!

Hoy es 18 de junio, el mismo día en el que hace dos años publicábamos nuestra primera entrada. Y el mismo día en el que el año pasado nos decidimos a ser más activas y hacer llegar este preciado rincón a muchas más personas. Sí, lo habéis adivinado, ¡¡¡nuestro blog cumple dos años!!!


Tenemos que admitir que no sabíamos muy bien cómo celebrarlo porque nos ha coincidido justo con los últimos exámenes y no hemos tenido mucho tiempo para idear nada (ni responder a todos los comentarios)… Pero algo teníamos que hacer por este día tan especial, así que ¡allá vamos!

Tardes de Fantasía nació para compartir nuestras historias entre nosotras y con el tiempo ha evolucionado a lo que es ahora. Hemos conocido a muchas personitas encantadoras, nuestro número de lectores ha aumentado (¡hemos pasado de los 100 seguidores!), hemos creado nuevas secciones y, sobre todo, hemos escrito mucho. Pero centrándonos en nuestras nuevas secciones, en las últimas semanas ha surgido una que esperamos llegue a muchas personas más. Se trata de una sección que aunque nace en nuestro blog, pertenece a todos los que participan en ella.

Sí amigos, estamos hablando del Gremio de los Escritores, hogar de los creadores de historias y refugio de las almas libres, como nos gusta decir. Todo aquel que esté dispuesto a escribir y a difundir literatura, propia o de otros (reconociendo su autoría, claro) es bien recibido en el Gremio; porque esta es su finalidad. ¿Sabéis? Los escritores suelen nutrirse de lo que leen y hoy en día hay textos muy inspiradores perdidos por Internet. Historias perdidas… Historias que nunca serán contadas… Eso debería cambiar. Si algo queremos que caracterice a nuestro apreciado Gremio, es que la imaginación fluya, vuele y dance hasta superar límites insospechados, ya sea a través del realismo, la fantasía, los sentimientos en estado puro o cualquier forma que adopten las palabras.

Concretamente en nuestro blog, a lo largo de estos dos años han ido surgiendo distintos tipos de entradas, como los Cantos a la naturaleza de Sindy, o nuestro Tiempo de reflexión, del que últimamente se encarga más Rush. Y ahora, a sus dos años, queremos incluir una nueva sección, que en realidad surgió hace bastante tiempo pero que habíamos dejado medio de lado. Esta sección se llamará “Crónicas de la Sauna” y, aunque no lo parezca, guarda relación con el Gremio. Porque su función será la de compartir nuestras verdaderas Tardes de Fantasía, unas historias perdidas en un lugar terrible llamado “La Sauna”.

Y si nos hemos atrevido por fin a organizar esta sección es porque de esas Tardes de Fantasía suelen surgir nuestras mejores historias. Así que a partir de ahora, cuando veáis alguna de nuestras entradas encabezada por CdlS, ya sabéis que os encontraréis con una historia extremadamente diferente a lo que hayáis leído últimamente.

Continuando con lo de las historias perdidas, Crónicas de la Sauna nos va a permitir contar las leyendas más secretas que se guardan en el Gremio. Imaginadlo, una construcción aún sin determinar en un lugar por decidir (la sede del Gremio) donde las Maestras se reúnen para escribir en libros antiguos leyendas que solo ellas conocen… 


Bueno, después de esta amplia introducción, queremos hacer referencia a dos de nuestras historias conjuntas más queridas: La Aurora de los lobos y Sindy y Rush; descubriendo a dos brujas.

El año pasado, en la entrada en la que celebrábamos nuestro primer añito, comunicamos que íbamos a compartir en el blog ambas historias que, como habréis podido observar, hemos dejado de compartir (aunque podéis seguir encontrando las entradas que publicamos). Este último hecho, por supuesto, tiene su conveniente explicación.

En primer lugar, la historia sobre Sindy y Rush (los personajes por los que nos pusimos estos nombres) no la teníamos completamente desarrollada y como escribir dos historias a la vez nos suponía un esfuerzo inmenso, decidimos aplazarla para poder sacarle todo el partido que se merece. Así que por ahora el proyecto está en desarrollo y en el futuro tenemos pensado retomarlo, por supuesto. Creemos que dejar las historias a medias es muy cruel.


Por otro lado está La Aurora de los lobos, que sí teníamos intención de compartir hasta el final. Lo que sucedió fue que aunque nosotras éramos constantes publicando las entradas, el número de lectores decayó hasta que dejamos de recibir comentarios en las entradas relacionadas con la historia. Y claro, nosotras estábamos en 1º de bachillerato y era agotador esforzarnos en tener bastantes más capítulos escritos de los que llevábamos publicados, además de preparar las entradas, sin saber a ciencia cierta si alguien estaba leyendo la historia. Y por eso llegó un momento en el que sencillamente nos centramos en escribir otro tipo de entradas que suponían menos esfuerzo y, a juzgar por los comentarios, leían más personas.


Con esto queremos explicar los motivos que nos llevaron a no publicar nada más sobre ambas historias, por si a alguien le había llamado la atención. Sin duda terminaremos de escribirlas, pero por ahora tenemos otras prioridades y si además no vemos demasiado interés por parte de los lectores, preferimos dedicarles tiempo cuando estemos más libres de estudios y de proyectos.

Este verano, como los dos anteriores, tenemos intención de participar en el concurso literario Jordi Sierra i Fabra para menores de edad. Es nuestro último año, así que ¡nos vamos a esforzar más que nunca! Las entradas seguirán siendo semanales como en los últimos meses, aunque cabe la posibilidad de que en verano tengamos tiempo de publicar alguna más entre semana (eso ya se verá ;).


Llegados hasta aquí, creemos que es el momento de agradeceros a todos los que nos leéis que nos hayáis apoyado para llegar hasta aquí. Este último año nos habéis escrito comentarios preciosos y nos habéis dado ideas fantásticas para escribir; tanto es así que todavía tenemos algunos retos pendientes por cumplir. Tardes de Fantasía es lo que es gracias a vosotros, a los que habéis leído nuestras historias, a los que habéis hecho crecer al blog con vuestros comentarios o siguiéndonos, a los que estáis aquí desde el principio, los que acabáis de llegar y los que llegaréis más adelante.

Tardes de Fantasía es un rincón donde la magia fluye porque vosotros la guiáis; porque una historia tiene dos partes, la del escritor que la escribe y la del lector que la lee.

Nosotras seguiremos aquí deseando compartir mucha más fantasía, ¿os quedáis con nosotras?

Como no puede ser de otra forma, nos despedimos avanzando la entrada de la semana que viene: ¡X jornada de los clubs de lectura de Galicia! Ayer vivimos una experiencia única junto a miembros de otros clubs de lectura que queremos compartir con vosotros y vosotras, seres fantásticos que nos acompañáis en nuestras aventuras.









Gracias por leer y déjate llevar por la fantasía...
Share:

11 de junio de 2017

La vida entre dos mundos

¡Hola de nuevo, queridos lectores!
Hoy vengo con un nuevo dilema, y es qué hacer cuando tu vida está en medio de dos mundos. Supongo que os estaréis preguntando qué es exactamente lo que quiero decir. Pues bien, Sindy y yo estamos acabando 1º de bachillerato y, como sabréis, es un momento de grandes dudas con respecto a la carrera que se va a elegir. Nosotras, por supuesto, no somos ninguna excepción. Es por eso que ahora, aunque antes estábamos casi seguras, nos empezamos a plantear otras opciones. Y el resultado es que nuestra vida, en estos momentos, se encuentra entre dos mundos muy diferentes, y si vamos por un camino debemos renunciar al otro.
Así que, pensando en esto y en lo innecesariamente complicada que es la vida, he decidido escribir este relatillo. Porque siempre hay una opción correcta y no debemos dejarnos guiar por el destino, sino por nosotros mismos...


La joven había pasado años y años caminando sin parar por un llano sendero, el camino que había considerado hasta ese momento como el camino de la vida, de su vida. Había permanecido inalterable a lo largo de cientos de kilómetros, y se extendía hasta donde abarcaba la vista, al menos al principio. Ahora la rutina de su viaje se terminaba, y en el horizonte no veía el mismo sendero recto que parecía no tener fin. Pero sí lo tenía, y había llegado a él. Y lo que había al final del aburrido sendero era una bifurcación: podía elegir o bien el camino de la derecha, que subía zigzagueante hasta la cima de una empinada montaña, oculta entre las nubes, de modo que no podía ver qué era lo que la aguardaba; o bien el camino de la izquierda, que se estrechaba hasta casi desaparecer y se internaba por un espeso y oscuro bosque, inmerso en una fuerte penumbra aun cuando en el exterior el sol brillaba con intensidad, y, cómo no, tampoco podía ver qué era lo que la aguardaba.
Después de tanto tiempo siguiendo una dirección concreta, aquel cambio la atemorizaba. ¿Qué ocurriría si escogía mal? ¿Sabría encontrar el camino de vuelta? ¿Acaso eso no le llevaría demasiado tiempo? Aunque, por otra parte, aquello era lo que había estado buscando desde el principio, porque uno de esos dos caminos la llevaría, sin duda, a su destino, tan ansiado.
No podía aguardar más, debía tomar la decisión que marcaría el resto de su viaje. Podía escalar la montaña, haciendo un gran esfuerzo, buscando siempre alcanzar la cima, más allá de las nubes, aunque aquello la dejaría terriblemente exhausta y desconocía si todo su trabajo daría resultados. O podía elegir el bosque, adentrarse en lo desconocido, donde quién sabía lo que se ocultaba, si alegrías o penas.
Suspiró y sonrió. No sabía si tomaba la decisión correcta o si se equivocaba, pero valía la pena intentarlo. Lo único que importaba en aquel momento era seguir adelante, y así lo hizo.

Gracias por leer y déjate llevar por la fantasía...
Share:

3 de junio de 2017

Al mal tiempo, buena cara

¡Hola de nuevo, lectores!
Hay momentos en la vida en que parece que el mundo entero se desmorona, y que lo único que queda es un agujero de dolor muy hondo dentro de ti. ¿Conocéis esa sensación? Seguro que alguna vez lo habéis sentido, y es que es normal. Supongo que muchos estaréis pensando que esta entrada será triste y lúgubre, que solo escribo estas palabras para desahogarme y que seré muy pesimista por ello. Nada más lejos de la realidad. Si escribo esto es porque hay que poner al mal tiempo buena cara, y que si pasas por un momento de gran desesperación, la vida te lo compensará con felicidad. Así pues, esta entrada va dedicada a los tristes, para que sepan olvidar el himno de la soledad con una sonrisa.

Lo primero que conviene saber es que de todo lo malo siempre se puede sacar algo bueno (por muy difícil que parezca). Porque al estar sumido en la más profunda oscuridad, cualquier mínimo destello de luz brilla como un faro en el mar. Así que debemos centrarnos en ese destello, y en cómo encontrarlo.

Os dejo un enlace a una página donde encontré el relato que leímos hace años en clase de lengua castellana (es una historia cortita), y que tiene mucho que ver con esto: http://www.laventanita.net/noticia.asp?idn=106. Espero que lo leáis, merece la pena.

Pues bien, lo que yo os propongo es algo parecido, aunque centrado únicamente en los momentos de tristeza, para encontrar esa lucecita de felicidad que se esconde en ellos. Podéis, como en el relato, escribir vuestro problema en algo que se borre (no tiene por que ser en arena, evidentemente, pero podéis escribirlo en un papel y romperlo, por ejemplo), aunque no es del todo necesario. Yo me centraré en otra cosa, y es que consigáis la fuerza de voluntad necesaria para dejar de lado vuestras penas por un momento, lo necesario para escribir una única frase. Se trata de que sea una frase optimista, alegre, que consiga arrancaros una sonrisa. Si lo lográis, significará que habéis sido capaces de encontrar esa luz y plasmarla en un papel a través de las palabras. Y es que, como ya sabéis, en este blog creemos firmemente en la fuerza y la magia de las palabras, que, del mismo modo que tienen el poder de causar ese mal tan profundo, también tienen la capacidad de curarlo.

Y, por último, refugiaos en los amigos (en los de verdad). Tanto si habéis escrito la frase como si no, un buen amigo es el mejor remedio para cualquier mal y el tesoro más valioso que existe en este mundo.

Espero que no paséis por esta clase de situaciones, pero que, si lo hacéis, os haya servido mi consejo. Porque los más oscuros momentos acaban convirtiéndose en una pequeña sombra en un rincón de la memoria, siempre y cuando vivamos al máximo los momentos felices.

Gracias por leer y déjate llevar por la fantasía...
Share: