1 de febrero de 2016

Parte 1/4: "Dolor"



Es increíble la cantidad de cosas que pueden sentirse en tan poco tiempo. Esas cuatro palabras fueron como una flecha, que consiguió atravesar mi pecho a la velocidad del rayo.


Esa era la última respuesta que aguardaba y la que menos deseaba; era la respuesta que, aunque fue lanzada sin malas intenciones, me dejó completamente helada. Eso fue lo primero que sentí. De pronto, me convertí en una estatua. Aquello era imposible, impensable. Poco a poco, recuperé la movilidad, con la vaga e irrealista esperanza de que aquello no era más que un mal sueño o que, simplemente, no había escuchado correctamente. La herida de la flecha, clavada profundamente en mi corazón, comenzó a sangrar. Fui consciente del dolor que sentía, pero seguía siendo incapaz de creer aquello.
Mi corazón dejó de bombear sangre para esparcir, en su lugar, el dolor que sentía, que llegó a cada parte de mi cuerpo. Contuve las lágrimas que intentaban asomar a mis ojos. No podía permitir que me vieran llorar, ni dejarles ver que aquello me afectaba. Así que reprimí mis sentimientos, aunque sabía que no podría contenerlos por mucho tiempo.

¿Qué es el dolor?
El dolor es aquello que te oprime el
corazón y te congela la sangre.


Gracias por leer y déjate llevar por la fantasía...
Share:

2 comentarios:

  1. Escribir lo que sentimos es una buena forma de desahogarnos.
    Tengo curiosidad por saber las cuatro fases por las que pasaste aquella fatídica tarde en la que nada parecía estar a tu favor... (Bueno jaja suena terrible, pero fue lo que pasó. Además aunque al final se "solucionara" está bien entrar en nosotros mismos y descubrir esos poderosos sentimientos que a veces acuden a nosotros).

    Un saludo!!

    ResponderEliminar
  2. Querida Rush, ¡¿cuándo has puesto esa imagen tan bonita?!
    Lo mágico de compartir un blog con otra persona es encontrarte de repente con cositas inesperadas y a la vez maravillosas.

    Un saludo!!

    ResponderEliminar

¿Te ha gustado? ¡Pues esperamos tus comentarios!